viernes, 2 de enero de 2015

DIA1 al DÍA 5

Día 1. Cipactli (Caimán)



El día 1 era representado por la cabeza Cipactli, asociado tanto al dragón como a la serpiente. El primero de los signos de los días, es portador de la semilla (la simiente humana). Viene a representar la materia prima de la Gran Obra, según el lenguaje alquimista y el primer día de la Creación.





Al ser el día 1, el comienzo del trabajo interno, encierra este símbolo todo lo que el estudiante de Gnosis tiene que realizar al iniciar la tarea si anhela lograr una transformación interior. El caimán o cocodrilo sagrado de los egipcios es el Ser, el íntimo, precisamente identificado en cábala por el número 1. El Ser es el espíritu, el guía espiritual de cada ser humano, como dijera el Maestro Jesús, “El Padre que está en Secreto”.

El cocodrilo es, también, símbolo del trabajo en nuestros pantanos psicológicos, el saber adentrarse en uno mismo, en conocerse a fondo en lo que se es, para lograr iniciar el camino del autoconocimiento.


Dios regente: Los individuos que nacían en este día, según los nahuas, se inclinaban hacia la ociosidad y la frivolidad. Era gobernado por la Deidad llamada Tonacetecuhtli (Padre-Madre), siendo el Señor de los mantenimientos, Señor de la subsistencia, Señor de la abundancia, de la riqueza que da al hombre el maíz y todas las cosas, identificado también con la Tierra.

Posición del día en el Códice Borgia. Se encuentra en sus pies, pues la tierra que pisa representa el andar, el camino de la autorrealización.

“44—Este divino Cocodrilo es el Íntimo. 45—Este es el divino Cocodrilo que captura sus presas como una bestia rapaz. 46—Estas presas son los extractos anímicos de todos sus vehículos, que él ÍNTIMO se asimila para realizarse como Maestro del Mahamvantara.” (Samael Aun Weor. Tratado de Alquimia)





Día 2. Ehecatl (Viento)





El día 2 está representado por la cabeza de Ehecatl, Dios del Viento. Es el hálito divino, el principio vital, el poder del Verbo Creador, indicándonos el deber y cuidado que debemos tener al hacer uso del verbo.

“5 Así también, la lengua es un miembro pequeñito, y se gloría de grandes cosas. He aquí, un pequeño fuego ¡cuán grande bosque enciende! 6 Y la lengua es un fuego, un mundo de maldad. Así es la lengua entre nuestros miembros que contamina todo el cuerpo, e inflama el curso de nuestra naturaleza, y es inflamada del infierno. 7 Porque toda naturaleza de bestias fieras, y de aves, y de serpientes, y de seres del mar, se doma, y es domada por el ser humano; 8 pero ningún hombre puede domar la lengua, que es un mal que no puede ser refrenado, y está llena de veneno mortal. 9 Con ella bendecimos al Dios, y Padre, y con ella maldecimos a los hombres, los cuales son hechos a la semejanza de Dios.” (Santiago. Cap. 3. Vers. 5-9. Biblia de Casiodoro de Reyna. 1569)

Ehecatl, representa al Dios del Viento, del movimiento, el aliento y la vida. Al igual que el viento lleva las semillas fertilizando a la Madre Tierra, así el aliento anima al cuerpo y la simiente humana produce la creación.

Dios regente: Está relacionada con la cultura, el alma, el arte y el espíritu, los nacidos en este día poseían cualidades para el esoterismo y la ciencia jinas. Este segundo signo está regido por Quetzalcoatl: Creador de los hombres, Dios Sacerdote. Aparece el ocelocopilli, gorro cónico de piel de tigre.

Posición del día en el Códice Borgia. Está en su Maxtatl (Taparrabo), moviéndose hacia atrás, pues es necesario abandonar las viejas teorías, lo pasajero.

“El Huracán (voz maya que después fuera llevada a Sur América) y que significa para los Hierofantes aztecas Viento, Soplo, Palabra, Verbo, totalmente encarnado en aquellas excelentes criaturas, estableció en la Isla de Cristal a la civilización de los Ases.” (Samael Aun Weor. Doctrina Secreta de Anahuac. Cap. 6)





Día 3. Calli (Casa)




El día Calli se refiere al trabajo por fabricar ese hogar del Ser, vehículos para que nuestro Íntimo se manifieste y esto lo logramos transmutando sabiamente las energías creadoras.

Los Tres Factores de la Revolución de la Conciencia son el fundamento del trabajo gnóstico con el fin de trascender nuestra naturaleza egoica en forma real y seria. Al primer factor se lo denomina Nacer. Son varios los pueblos que nos hablan de Nacer por Segunda vez, basta con recordar lo que Jesús le dijo a Nicodemus. Se trata, entonces, de crear los cuerpos existenciales superiores del Ser, es decir crear una morada para que el Ser y sus valores se manifiesten, pues lo que actualmente tenemos es sólo la casa de nuestros agregados psicológicos.

Dios regente: También representa la femineidad y la preservación de la vida. Los nacidos en este día debían cuidarse de no desarrollar la lujuria, el despilfarro y la pereza. Calli está representado por una casa de alto tejado en forma piramidal o de templo. Es un símbolo de protección y de transformación. (Lo interior del aspecto femenino: casa, tierra, útero, tumba). Está regido por Tepeyollotli, Dios de las Cuevas y de la Noche, al que los intérpretes llaman “corazón de los montes” que entra en lo profundo de los volcanes. También lo rigen Ocelotl (Tigre) y la Luna.

Posición del día en el Códice Borgia. Está en su parte trasera, es una joya preciosa, virtudes, el templo, que debe estar asegurado.

“El auténtico Astral, el verdadero Mental, el legítimo Causal, son los Cuerpos Solares, Los Cuerpos Existenciales Superiores del Ser”. (Samael Aun Weor. El Collar del Budha. Cap. VIII)





Día 4. Cuetzpallin (Lagartija)



Por una parte, indica al elemento tierra, mostrándonos la estabilidad que debe tener tanto emocional como psíquicamente el aspirante al auto conocimiento. En algunos códices se le pinta de rojo y azul. Estos colores representativos nos dan la idea de que, alquímicamente, es necesario saber mezclar con sabiduría los principios magnéticos masculinos (color rojo) y los principios magnéticos femeninos (color azul); en otras palabras, hay que saber llevar en forma equilibrada y estable el matrimonio.

Dios regente: Se relaciona con la capacidad reproductora. Cuetzpalin es representado con dos colores: el azul para la mitad delantera de su cuerpo y el rojo para la parte posterior. Cuetzpal significa “glotón” y la terminación -in “movimiento, agitación”. Como regente se menciona a un dios llamado Huehuecóyotl (Coyote Viejo), representado en algunos códices con atavíos de Xochipilli (Dios de la Agricultura, flores, etc.) y del Dios del Fuego. Es considerado, igualmente, como el Señor de la danza y el deseo sexual.

Posición del día en el Códice Borgia. En la parte delantera, como guía

“D. ¿En los códices, la lagartija, que representa la Lagartija? Se arrastra, camina, observa... M. AL ELEMENTO TIERRA...” (Samael Aun Weor. Simbología Gnóstica de los Animales)





Día 5. Coatl (Serpiente)



Todas las culturas de Mesoamérica tuvieron el fundamento de sus enseñanzas en la serpiente, pues - en este caso - es símbolo de sabiduría y también es la representación del eterno principio femenino divinal, así como del fuego sagrado interno del ser humano que, debidamente utilizado, puede transformarnos radicalmente.

Así como el gran Maestro Jesús el Cristo decía claramente a sus discípulos, cuando los enviaba a dar la enseñanza al mundo, que fueran astutos como la serpiente, así es, de acuerdo con el símbolo Coatl, que se debe actuar sabiamente en la vida practica, sabiendo extraer la sabiduría de cada momento de la vida, sea ésta adversa o benévola hacia nosotros, sacando partido de las adversidades que se nos presenten; en síntesis, aprendiendo a vivir.

Dios regente: Se relaciona con la energía creadora, la sabiduría. A Coatl se lo representa pintado de color verde y con cascabeles o sin ellos. Su regente Xochipilli (Señor de la Vida) Chalchiuhtlatónac (Señor de la Preciosidad).

Posición del día en el Códice Borgia. En los órganos creadores, es la fuerza sexual y su transmutación.

“JESÚS, EL GRAN KABIR, jamás hubiera aconsejado a sus discípulos que se mostrasen tan sabios como la Serpiente si ésta hubiera sido un símbolo del Demonio; ni tampoco los Ofitas, los sabios gnósticos egipcios de la FRATERNIDAD DE LA SERPIENTE, hubieran reverenciado a una culebra viva en sus ceremonias como emblema de la Sabiduría, la Divina Sophia”. (Samael Aun Weor. Doctrina Secreta de Anahuac. Cap. VIII)